La esperanza cumplida triunfará. Monseñor Jesús Sanz. Arzobispo de Oviedo

La esperanza cumplida triunfará

Carta semanal. 5 de octubre de 2017

En estas líneas de mi carta semanal, muchos temas han ido apareciendo. Es un modo de acercarme a los católicos asturianos y a cuantos tengan a bien leerme. Una carta amistosa y fraterna, considerando asuntos diversos al hilo de nuestra tradición cristiana, temas eclesiales y diocesanos, culturales y sociales. En estos días era obligado decir algo ante lo que sucede en Cataluña, esa querida región de España. No lo hago en clave política, que no me corresponde, pero sí desde una preocupación ciudadana y mi responsabilidad pastoral ante algo que nos toca muy de cerca, cuando los hechos y sus antecedentes están basados en una calculada inmoralidad y una inaceptable ilegalidad.
Sigue leyendo

Cuentas de otoño, por la cuenta que nos tiene. Monseñor Jesús Sanz. Arzobispo de Oviedo.

Cuentas de otoño, por la cuenta que nos tiene

Carta semanal. 28 de septiembre de 2017

    Había pensado escribir sobre el tema que nos tiene a todos preocupados cuando hay una amenaza de ruptura en ciernes, de insidia colmada, de mucha mentira y demasiado tejemaneje con intereses inconfesados. El mensaje que acabamos de dar en la Comisión Permanente de la Conferencia Episcopal, es lo que suscribo y a él me remito, pues estuve presente en su redacción. Hoy hablaré de otra cosa.
Sigue leyendo

Un mes especialmente florido y esperanzado

Un mes especialmente florido y esperanzado

Carta semanal. 4 de mayo de 2017

Comienza el mes de mayo, tradicionalmente dedicado a María. Ha coincidido este comienzo con la peregrinación diocesana que hacemos a Lourdes, acompañando la Hospitalidad de enfermos que cada año se allega a ese lugar tan especial y esperanzador. Allí estuve acompañando a estos hermanos enfermos y voluntarios un año más.
Sigue leyendo

Cofrades de la misma cofradía


Cofrades de la misma cofradía

Carta semanal. abril de 2017

Llevan meses ensayando. Acaso los oímos a las horas discretas del atardecer cuando ellos aprovechan algún rincón espacioso para aprender el ritmo de sus cornetas y tambores sincronizando el paso pausado de sus pies. Me estoy refiriendo a nuestros cofrades que en las diversas cofradías y hermandades se esmeran para escenificar luego por calles y plazas lo que representa la imagen de Cristo o de María que se honran en procesionar.
Sigue leyendo

Amar la vida, defenderla y cuidarla

    
Amar la vida, defenderla y cuidarla

    La vida nos importa, toda la vida. En cualquiera de sus tramos y en todas sus circunstancias. Es el don primero que se nos da por parte de Quien nos la regala: antes que cualquier otro talento se nos entrega la existencia como tal, con ojos abiertos de par en par, manos buscando el abrazo, y un corazón que aprende a palpitar con los latidos que nos hablan por dentro. Dios nos llama así en el primer instante, nos llama continuamente como en el momento primero. Y no deja de decirnos la palabra para la que nacimos, que aún siendo siempre la misma jamás se repite al pronunciárnosla Aquel que hace todas las cosas sencillamente diciéndolas. Sí, la vida importa como lo más precioso y lo más preciado por Dios que con sus manos de divino alfarero la forma del barro de todos los tiempos y de todos los espacios haciendo de cada ser una obra de arte única que llena de belleza inimitable y que rubrica luego con la firma de su maestra autoría.
Sigue leyendo

El ayuno cristiano no es dieta fitness

El ayuno cristiano no es dieta fitness

Carta semanal. 9 de marzo de 2017

Nos preguntábamos para que han servido tantas cuaresmas o para qué valen la repetición cíclica de nuestros signos y plegarias, si no logramos que arrojen mínimamente algo de luz, o pongan un bálsamo de paz, o abran horizontes nuevos en el mapa del aburrimiento, del miedo o del cansancio.
Sigue leyendo