III DOMINGO ADVIENTO. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

DOMINGO TERCERO DE ADVIENTO

ESTAD ALEGRES

El protagonista principal del Adviento es el que viene en la noche para colmar todas nuestras esperanzas. Sin embargo hay también hombres y mujeres que preparan el camino del Señor y son claves los profetas, Juan Bautista, María que “le esperó con inefable amor de Madre” (Prefacio II de Adviento) .

El Jordán, como el desierto, como Belén, son lugares teológicos de los acontecimientos del Adviento y de la Navidad. Aquí la llamada es a una vivencia del Bautismo, como un cambio de mentalidad, de vida, capaz de lanzarnos a un servicio humilde, el servicio de la evangelización de la Redención desde “signos pobres” .
Sigue leyendo

II DOMINGO ADVIENTO. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

SEGUNDO DOMINGO DE ADVIENTO

CORAZÓN MISERICORDIOSO

El Señor viene como nuestra tierra prometida, donde queremos habitar y vivir. Tenemos que pasar por el desierto que, como nos repite la oración colecta, es el distanciamiento de las cosas que nos alejan de Dios.

El Adviento nos recuerda la cercanía de un Dios que sabemos que se viene a vivir con nosotros y que tenemos que acogerlo en humildad.
Sigue leyendo

DOMINGO XXXIV T.O. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

DOMINGO XXXIV DEL TIEMPO ORDINARIO

REY. Mt 25

Jesucristo es Rey porque su mayor deseo es que le acojamos en el corazón, para que reine en nuestros afectos, en nuestra vida, en nuestro corazón. Construyamos el Reino de la civilización del Amor, teniendo a Jesús como Rey, título que Jesús acepta sólo al final de su vida, en el contexto de la cruz, cuando parece afirmar que su reino no es al estilo del mundo.
Sigue leyendo

DOMINGO XXXIII T.O. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

DOMINGO XXXIII DEL TIEMPO ORDINARIO

TALENTOS

Jesús es siempre desconcertante en su bondad y apasionado en su amor a cada uno de nosotros. Esta parábola de los talentos si no la situamos en el sentido de lo que nos quiere transmitir el Señor nos podemos perder y conducirnos a presentar un Dios más caprichoso que otra cosa. Nos puede llevar a rechazar a un Dios inconcebible con nuestros parámetros.
Sigue leyendo

DOMINGO XXXII T.O. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

DOMINGO XXXII DEL TIEMPO ORDINARIO

DONCELLAS

El Señor siempre llega a nuestro corazón y nos toca con su gracia y nos sitúa en los grandes interrogantes y búsquedas de nuestra vida.

En esta preciosa parábola de las doncellas, de las vírgenes y de las pasotas o estúpidas, por no ser prevenidas, el Señor quiere adentrarnos en la sabiduría del estar preparados, del saber esperar, que decía el Hermano Rafael: “Toda la ciencia consiste en saber esperar”. Aquí nos lo jugamos todo. Perseverancia y paciencia.
Sigue leyendo

DOMINGO XXXI T.O. Mons. Francisco Cerro. Obispo de Coria-Cáceres.

DOMINGO XXXI DEL TIEMPO ORDINARIO

AUTORREFERENCIALIDAD

El Señor siempre va al grano. El mayor encontronazo que se encontró el Señor fue con los fariseos, los de la autorreferencialidad, los que se presentaban delante de Dios con derechos y delante de la gente como modelos, como referencia para sus vidas: “Yo ayuno y doy limosnas”.

El fallo es que todo lo hacen para “que los vea la gente”. Se han quedado siempre en la religión de la exterioridad y no han dado el paso al corazón, al interior que hay que cuidarlo para que dé frutos de caridad. Crecer por dentro para servir por fuera.
Sigue leyendo